Barcelona (Provincia)

El pesebre de 2018 de El Prat de Llobregat

El tan esperado belén de El Prat de Llobregat ya está plantado otra vez. Y el tiempo transcurrido desde que fuera desmontado allá por el mes de enero de este año no ha pasado en vano. Nuevas ideas, nuevos debates y nuevas creaciones han permitido desarrollar un estupendo escenario donde enmarcar el ya tradicional y particular pesebre promovido por el ayuntamiento de esta localidad catalana próxima a Barcelona. 

En el transcurso de las 17 ediciones anteriores en las que se ha seguido este formato, se ha logrado promover, promocionar y consolidar con gran éxito esta apuesta a través de una comunión participativa integrada por gente de la tercera edad de la localidad que ha demostrado un entusiasmo, un empeño, una implicación y una dedicación ejemplares que posibilitan que hoy podamos disfrutar del fruto de su esmerado trabajo por medio de este pesebre de notables dimensiones que domina el centro de la Plaça de la Vila de la localidad.

Este año el protagonista de su temática lo toma la Barcelona del siglo XIX mediante una reconstrucción de la zona portuaria de aquellos años. En ella las Atarazanas Reales cobran vida con sus naves góticas repletas de barcos y veleros en construcción. En el exterior del edificio civil se revive la ajetreada vida marinera del barrio y a través de un recorrido por sus calles podemos contemplar la presencia de figuras de artesanos, comerciantes y vecinos en su día a día. En aquella época Barcelona todavía era ciudad con extensas zonas agrícolas que son mostradas estupendamente en esta reproducción navideña.

En una esquina del montaje y apartado del bullicio de sus calles se sitúa el austero nacimiento que consigue pasar, en cierto modo, un tanto desapercibido en la amplitud del pesebre.

El viejo faro al final del muelle se alza orgulloso sobre el puerto volviendo a alumbrar y a posicionar en la amplitud del mar la ciudad para que sea visto por los barcos que se encuentran mar adentro. Se da la circunstancia (real) que esta torre es hoy conocida por La Torre del Reloj y sobre la cual este blog dedicó un extenso artículo sobre su historia que podéis volver a leer aquí.

Diversos barcos amarrados en los muelles y labradores en los cultivos próximos al barrio marinero nos transportan a una realidad que hoy dista mucho de aquella ciudad decimonónica.

Ahora sólo falta aguardar a la llegada de la noche para que la luz del faro ilumine todo su entorno mientras que en el silencio de la noche los gatos se pasean por los tejados de las casas del barrio maullando a la Luna y buscando cazar alguna presa desprevenida con la que saciar su hambre.

A lomos de sus ricas cabalgaduras se desplazan por los muelles los Reyes Magos quienes acabando de llegar de un largo periplo náutico se encaminan hacia las casas de los más pequeños para hacerles entrega de sus tan preciados regalos en una noche que se presagia mágica.

Pero cuidado, ya que una figura escatológica conocida como “el caganer” está realizando sus necesidades en algún rincón oculto del gran escenario al que os emplazamos a descubrir. Seguro que será una buena excusa para apreciar con detalle el fabuloso trabajo realizado y disfrutar, como nosotros hemos hecho, de tan esperado pesebre. ¡No os lo dejéis perder!

Desde estas líneas os animamos a que lo descubráis. Esperamos que lo disfrutéis, al menos, tanto como nosotros.

Nos vemos en un próximo rincón. Un saludo desde estas líneas.

Localización:

Nota: Todas las fotos que ilustran este reportaje fueron realizadas por mí en diciembre de 2018.

PD.: Como blog viajero y, en cierto modo también comunicativo, me limito a realizar una labor divulgativa y desinteresada de aquellos aspectos que me parecen atractivos en este mundo que me rodea. A través de los artículos publicados, en donde expreso mis inquietudes y reflexiones, pretendo aportar una experiencia que pueda ser válida para quienes puedan seguirme e interesarse por alguna de las temáticas tratadas. Os agradezco vuestros comentarios pues así podremos compartir conocimientos y enriquecernos mutuamente lo cual redundará en un beneficio para todos los lectores.

©Joan Oliveras. Todos los derechos reservados.

2 replies »

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.